Publicado el Deja un comentario

RECUPERA LA ILUSIÓN POR LA NAVIDAD

Lo sé, el título es muy  pro felicidad y parece sacado  de  un anuncio de turrones, pero lo que hoy  quiero es que aprendas a disminuir o incluso eliminar del todo el malestar emocional que sientes  transformando  tus emociones y que no pases otra navidad triste, melancólica, desganada o gruñendo por todo.Quiero que conviertas una navidad de mierda en algo que merezca la pena, porque no sé si eres consciente de que puede ser la última Navidad que vivas.

 

Por todas partes vemos mensajes directos y subliminales de que  la Navidad = felicidad máxima o por lo menos eso es lo que nos venden, porque claro, si  tú eres feliz y estás con todo el pelotazo eufórico navideño pues consumes más y eso es lo que interesa que compres, que compres muchísimo, que comas muchísimo, que te hagas fotos familiares hiper sonriente  con gente que durante el resto del año te hace la vida imposible   y silencies ese vacío emocional que sientes.

Lo cierto es que somos  injustas con las navidades, porque  tenemos puestas en ellas unas expectativas poco realistas sobre lo que deben ser unas “navidades felices” que no hay quien supere, y al final las navidades no son más que unas simples fechas, como lo pueden ser otras cualquieras, pero que las  hemos cargado con un gran peso emocional, y una imagen idílica de familias perfectas, momentos maravillosos, casas increíblemente decoradas, nieve, regalos , sonrisas, amor y grandes píldoras de felicidad.

Y si lo piensas con la cabeza fría,  Es un poco peliculero ¿no crees?

 

 

No idealices las navidades,son tan solo fechas. 

 

Lo primero que quiero transmitirte es : No idealices las navidades.Son tan solo una fecha en la que se acentúan las ausencias, los vacíos, y los problemas que el resto del año no ves pero que están ahí.

Porque claro, es muy bonito en tu imaginación soñar con una navidad de paz y amor, de esas que ves en instagram, y en las pelis americanas,  en la que la mesa está decorada preciosa,  la chimenea alumbra la estancia, los niños en trineos juegan en la nieve, las parejas se declaran amor eterno y las familias se reencuentran ….. pero ¿y luego?¿qué pasa después? porque eso son solo momentos, momentos esporádicos que pasan, cambian y se transforman.

¿Quién se pega la paliza cocinando todo un día?¿Quién recoge los restos de esa mesa?¿quién friega los platos?¿quién se queda sin la cena de noche buena porque el niño está con fiebre después de tanta nieve?¿Quién se va a buscar la leña y enciende la chimenea con el frío que hace?¿Qué pareja conoces que se comporte cincuenta años como el primer mes?¿Quién tiene una casa en la que realmente viva gente, niños o animales que esté ordenada y perfectamente decorada  sin acabar desquiciada?

Sí te haces una imagen idílica de la navidad ¿cómo harás frente luego al vacío que se te va a quedar después al ver la realidad? Cuando te das cuenta que tras todo el dinero invertido en comprar regalos, tiempo en preparar comidas/cenas, toda la ilusión para que todo salga maravillosamente  perfecto, tu marido se ha quejado como siempre de que falta sal a los filetes, tu perro a vomitado en la alfombra y  nadie  ha valorado todo tu esfuerzo y tu gasto de energía. ¿Cómo te sentirás entonces?

 

 

 

La navidad es el fondo una de las fechas más odiadas del año para muchas personas y no tiene por qué serlo, TÚ PUEDES CAMBIARLO

 

Recuerda que las fiestas NAVIDEÑAS también son para ti , no lo olvides.

 

 

Mereces todo eso y más, aunque las cosas no salgan perfectas…………..de hecho aunque salgan hechas un completo desastre, porque navidad que pasa, navidad que no vuelve  y aunque a día de hoy pienses en modo negativo y sientas que todo es una  mierda, piensa que siempre  puede ir a peor, que puede que te quedes sin trabajo, sin dinero, y no tengas ni para comer, que puedes perder a esa otra persona que te queda y que hoy no estás valorando porque solo recuerdas a la que te falta, que la semana que viene pueden hacerte una llamada con una noticia horrible que te cambie la vida, que por mucha guerra que te den tus hijos están sanos, tu pareja gruñendo , tu amiga llamándote para hablar de sus problemas  y eso es lo que importa, que tú estás ahí para vivirlo.

Y eso hay que celebrarlo por todo lo alto.

 

 

Te mereces ser feliz, pon de tu parte. 

 

  1. CUIDA TUS EMOCIONES. Nos han hecho creer que las emociones son un asunto sin importancia, no te lo creas, no te quedes en piloto automático al margen de tu vida,  si aprendes a gestionar tus emociones serás la dueña y señora de tu equilibrio interior.
  2. HAZ UNA LISTA DE TODO LO QUE TE FALTA Y  DE LO QUE TIENES . Que te parece  si  estas navidades te agarras fuerte a lo que tienes y dejas de pensar en lo que te falta, porque lo que hoy no valoras o das por hecho,  también puedes perderlo mañana …. y entrarás en un círculo vicioso de desdicha que te consumirá la vida.Y el tiempo querida es lo más valioso que tienes.
  3. VIVE TUS EMOCIONES. Cuando  te venga una emoción incómoda de esas que no gustan a nadie, cierra los ojos…Respira … respira muy  hondo  mientras te permites  sentir lo que sientes, si es tristeza siéntela  a tope, si es rabia nota como te quema, si es angustia permite  que coja toda la fuerza. Y cuando expulses el aire, siente como esa emoción sale de ti y te liberas,  aunque sea por unos segundos ….. Acompaña la respiración con un mensaje de comprensión y ánimo hacía ti. Puedes repetirlo todas las veces que necesites.Intenta no reprimir tus emociones porque están ahí cumpliendo una función, te quieren mostrar un mensaje que proviene desde tu interior
  4. LA NAVIDAD NO ES = FELICIDAD. La navidad no es felicidad, ni regalos, ni gastos a lo loco y sin conocimiento, las luces, la estampa familiar navideña el amor, la compañía, los buenos deseos…La felicidad no puede envolverse en consumismo porque cuando se abra el regalo ésta se esfumara. Tampoco es una reunión familiar por obligación con gente que no te habla en todo el año o que te hace sentir incómoda La felicidad no son fotos para las redes sociales, ni es postureo, ni mandar millones de absurdas felicitaciones navideñas por whatsapp.
  5.  CELEBRA LA VIDA. Respiras, puedes oír, ver, caminar…. Lo que cuenta es el hoy, y el hoy es que te has despertado un día más,  que estas viva  y eso debería ser suficiente para sentirte la mujer más afortunada del mundo.
  6.  NO MIRES LAS VIDAS “SUPUESTAMENTE FELICES DE OTROS“. No te compares, eres única,  y menos con todo lo que ves  en las redes sociales, es absurdo y si tuvieses la opción de investigar en profundidad fijo que te quedarías de piedra con los problemas que se esconden detrás de esas imágenes tan perfectamente felices.

 

La verdadera felicidad no se muestra, ni se intenta demostrar,  porque lo realmente verdadero se siente de una forma tan intensa tan efímera que ni siquiera hay tiempo para coger la cámara porque estas concentrada en vivirlo.  La verdadera  felicidad está en ti,en la actitud con que te tomes cada segundo de tu vida.

 

Cuéntame ¿Cómo te hace sentir la navidad?

 


Un abrazo.  Noelia.
Deja una respuesta

Tu dirección de correo electrónico no será publicada. Los campos obligatorios están marcados con *

Información básica sobre la protección de tus datos :

Objetivo emoción te informa que los datos de carácter personal que me rellenes en este formulario serán tratados por mí Noelia Pascual Pascual  como responsable de esta web con la finalidad de gestionar y moderar comentarios. Por eso necesito tu consentimiento.  Objetivo emoción te informa que los datos de carácter personal que me rellenes en este formulario serán tratados por mí Noelia Pascual como responsable de esta web y que serán alojados en I0nos 1&1 (UE). En cualquier momento podrás ejercer tus derechos de acceso, rectificación, supresión en la dirección info@objetivoemocion.com.Puedes consultar la información detallada sobre la Protección de Datos en nuestra Política de Privacidad

 

 

Este sitio usa Akismet para reducir el spam. Aprende cómo se procesan los datos de tus comentarios.