Publicado el Deja un comentario

¿TE PUEDES FIAR DE DEJAR A TUS ANIMALES CON TU NUEVA PAREJA ?

pareja-mascotas-objetivo-emocion.

Si has comenzado una nueva relación de pareja o tienes  un nuevo amor , vigila  cómo es la situación con tus animales (y con tus niños), como se relaciona con ellos tanto cuando tú estás,como cuando no. No te hablo de que no te fíes, pero sí que seas precavida , son tus animales, y eres tú la que debes protegerlos.

 

El enamoramiento nos ciega

Al principio todo es muy bonito y de color de rosa en los inicios , todos  nos decimos lo que queremos oír  para contentar a nuestro amor , porque la vida es happy y todo lo que nos dice nos parece lo más, por eso podemos pasar por alto señales de peligro que en otro momento sí seríamos capaces de identificar. Pero pueden pasar tantas cosas…y repito, no se trata de que ahora te vuelvas una paranoica hiper vigilante, ni que conectes cámaras ocultas dentro de un peluche , pero sí ,que pongas atención en el trato que tus animales reciben y que te asegures de que tienen cubiertas sus necesidades básicas que garanticen el  bienestar.

Sé consciente que la familia ha cambiado y que estáis en un período de adaptación familiar 

Aunque ahora mismo ni te lo plantees, puede pasar que a tu nueva pareja no le gusten tus animales y que no te lo diga porque quiera ganar puntos contigo,se siente inseguro o no se atreve…. y sea para él/ella un trabajo desagradable responsabilizarse de ellos cuando tú no estás,  y al fin y al cabo los animales son tuyos no de él/ella, es por eso que eres tú la que tiene que estar atenta.

Por eso, si lleváis poco tiempo pero ya vivís juntos( tu nuevo amor + tus animales y tú)  aunque a ti en tu “fase de enamoramiento” todo te parezca casi perfecto no pierdas ojo a  tus animales y sus necesidades.

 

Es muy importante

  • Que tengan sus paseos puntuales y de calidad , que tengan tiempo para hacer ejercicio físico y mental( olfatear, marcar, relacionarse con otros animales…) vaya en resumen que no se les saque a la puerta de casa un pis rápido y ya. Lógicamente si tu no estás en casa no puedes verlo ni ellos te lo van a decir, pero observa cómo se comporta cuando vais juntos de paseo.
  • Que no se les prive de sus sitios habituales de descanso o de comida, por ejemplo en el caso de los gatos cerrándoles las puertas.
  • Que tengan compañía (imagina que te vas de viaje con toda la tranquilidad del mundo  y deja a tu perro en el balcón varios días solo)
  • Que se les trate bien , y que se les quiera, si ves que delante de ti reciben desprecios,castigos, o golpes no te fíes de lo que pasará cuando tu no estés .
  • Que se les alimente,( y tengan acceso a su comida y agua)  ya que una persona a la que no le gustan los animales puede olvidarse o no darle importancia si un día no comen.
  • Que no empiecen a desarrollar problemas de conducta( romper cosas, hacerse pis, ladrar de manera ansiosa……) emocionales( ansiedad, dependencia, celos…etc) físicos ( babeo excesivo, hacerse heridas, problemas de estómago, diarreas)…..etc y si lo hace pedir ayuda cuanto antes.

 

Intenta que el amor no te nuble el juicio, no hagas caso omiso a tu intuición pensando que son tonterías, o que son percepciones tuyas, CONFÍA EN TI MÁS QUE EN NADIE .  no alargues la relación con alguien que no se porta bien con tus animales o contigo y que le da igual lo que es importante para ti.

 

Recuerda

  • Los animales están a tu cargo y eres tú la que tiene que protegerlos (igual que si tienes hijos)
  • Puedes hablar con él/ella, llegar acuerdos , preguntarle tus dudas, que hablando se entiende la gente.
  • Son tu familia, no lo olvides.
  • Una terapia emocional y las FLORES DE BACH puede ser de gran ayuda para coger fuerza y sentirte capacitada para enfrentar el problema y tomar decisiones, también para aumentar la autoestima, la confianza y trabajar la dependencia emocional( no necesitas a nadie para ser feliz).
  • Acepta la realidad sin intentar que él cambio, o esperar que en un futuro al pasar más tiempo con ellos los quiera y aparezca un lazo emocional como el que tú sientes , esto suele pasar en raras ocasiones y hasta que llegue ese día tú lo vas a pasar muy mal.

 

¿Quieres compartir alguna experiencia con nosotras?¿Has tenido una pareja que no cuidaba bien tus animales? Tu historia puede ayudar a otras mujeres que estén pasando por una situación similar.

 


NOELIA 

Publicado el 2 comentarios

¿DE DÓNDE VIENE MI GATO? Antecesores y domesticación

DE DÓNDE VIENE MI GATO objetivo emocion.

Mucha gente cree que los gatos son seres enviados de otro planeta para enseñarnos a nosotros, pobres humanos que ni de lejos estamos a su altura, las verdaderas cosas importantes de la vida. Ya sabéis, hacer la croquetilla, acicalarse sin pudor, siestas infinitas… ¡la salsa de la vida!
Pero otra mucha gente no está de acuerdo y piensan que los gatos, igual que todos los demás seres en este planeta, son una especie que está sujeta a las reglas de la naturaleza y que ha seguido el camino de la evolución (ayyy, si de verdad conocieran a los gatos…).

El caso es que esta gente que no cree en la teoría del origen extraterrestre de los mininos ronroneadores ha encontrado lo que podría ser el origen de los mismos en el planeta Tierra y ha estudiado su evolución y el proceso de la domesticación.

Resulta que había una vez un felino que vivía en un desierto africano y que vió en el hombre la oportunidad de tener esclavos gratis, comida y siestas al solecito sin que la dura vida del desierto les impidiera sus tres cuartas partes del día de sueñecito ligero.

Vale, vale, no fue exactamente así, pero bien podría haberlo sido conociendo a estos gatitos nuestros…

El origen del gato doméstico se ha situado clásicamente a partir de un antecesor que tiene mucho, y a la vez ya no tanto, que ver con nuestro Felis silvestris catus, y sí es un gato del desierto (que aún puede encontrarse si sabéis donde buscar y tenéis paciencia, porque son tímidos y escurridizos) cuyo nombre científico es Felis silvestris lybica.

 

Resulta que este animalito es nocturno y de hábitos solitarios (¿os suena que ya hablamos algo de esto cuando hablamos del comportamiento social de los gatos?), así que sí, efectivamente, nuestros mininos eran en un principio nocturnos y solitarios pero la domesticación, amiguitas y amiguitos, es capaz de cambiar muchas cosas. En el caso del mencionado gato montés africano, la hembra comparte el territorio con sus crías hasta que éstas se independizan(esto no es muy nuevo en la etología de los mamíferos).

 

  • La comunicación entre los individuos es olfativa, utilizando la orina para marcar...pobres gatitos y a nosotros no nos gusta que nos comuniquen sus quejas en los sofás o en la almohada o en nuestra ropa…cómo somos los humanos, no entendemos nada de nada…
  • La alimentación de felis silvestris lybica consiste en la caza de presas variadas y de pequeño tamaño,como micromamíferos, aves, reptiles, anfibios o insectos. Y esto explica porque nuestros dulces mininos comen varias veces en pequeñas dosis en vez de como sus amigos los perros que pueden devorar todo lo que les ofrezcas en tan solo unos segundos.

 

Sin embargo, actualmente se cree que su origen bien podría estar en otro gato salvaje que vive en Oriente medio, tendremos que seguir las investigaciones y ver a qué conclusión nos llevan.

En cualquier caso, el gato doméstico está muy cercano genéticamente a otros muchos gatos monteses pudiendo incluso reproducirse entre ellos… Sea como sea, los hábitos de los felinos monteses en libertad explican muchas cosas sobre la etología del gatito que cada uno tenemos en casa… corrijo, del que a cada uno nos tiene en casa.

 

Si bien buena parte del etograma del actual gato doméstico puede explicarse conociendo a su antecesor (los hábitos de caza y alimentación, la preferencia de actividad nocturna, la tendencia a no beber apenas agua, etc), hay otras cositas que la domesticación ha cambiado y moldeado.

 

La domesticación es un proceso que implica no sólo cambios en el comportamiento si no también cambios genéticos de las poblaciones, que requieren de varias generaciones.

El gato se domesticó (o nos hizo creer que lo domesticábamos) hace unos 10000 años en Oriente Medio y al parecer la decisión fue suya (¿cómo no?) ya que se acercaron a los humanos atraidos por la cantidad de roedores que a su vez eran atraidos por las despensas de comida y los restos de basura de las comunidades de personitas.

Asi que a todos nos benefició el trato, ellos tenían comida fácil y nosotros teníamos menos ratones que se comieran las provisiones.

Vengan de donde vengan la cuestión es que son adorables ¿no?

Ahora el trato ya no nos beneficia como antes porque nosotros los seguimos alimentando pero ya en la mayoría de los casos no nos libran de ratones indeseados… pero bueno nos pagan con ronroneos,

¿qué más podemos pedir?

Un abrazo,


MARÍA